La primavera es una buena época para montar con los peques un pequeño huerto urbano. El ver germinar las semillas, crecer las plantas hasta que aparecen los frutos, es una forma ideal para enseñarles el ciclo de la vida de las plantas. Lo cierto es que es algo que no debería dejar de sorprendernos nunca. Por otra parte, les ayuda a cultivar una serie de hábitos como la paciencia y la perseverancia. Ya que es cuestión de tiempo y cuidados conseguir unos resultados óptimos. Lo   Leer más…

%d bloggers like this: